Rio Uruguay Seguros - organizacion El Galpón

Concordia rindió su homenaje a las victimas del terrorismo de estado


Coordinado por la Agrupación H.I.J.O.S. Concordia y con la presencia de familiares de desaparecidos, militantes, agrupaciones, funcionarios municipales y vecinos de nuestra ciudad, se realizó pasadas las 20.00 horas el Acto Oficial en Conmemoración del 38° Aniversario del Golpe Cívico Militar que asoló a nuestro país el 24 de Marzo de 1976.

24 de marzo Concordia

Frente al reloj de sol, obra que rememora la figura de los desaparecidos de nuestra ciudad, se convocaron cientos de militantes y vecinos con el objetivo de rendir su homenaje a las víctimas de la dictadura y repudiar esta página negra de nuestra historia.

Tras la inauguración de la escultura del “Nunca Más” ubicada en la Plaza Urquiza, hicieron uso de la palabra la joven Daniela Gaglietto en representación de H.I.J.O.S Concordia, Horacio Maciel en nombre de los Ex Presos Politicos detenidos durante el proceso militar y el Viceintendente Alejandro Casañas, culminando de esta manera las actividades programadas en el marco de la “Semana de la Memoria” organizadas por la Comisión de la Memoria de la Municipalidad, el Área joven de CAFESG. Agrupaciones Sociales y Políticas.

Discurso del Viceintendente Alejandro Casañas

“Estamos en esta plaza, en el acto institucional de la ciudad de Concordia. Día Nacional de la Memoria por la Verdad y la Justicia.

Es un día de reflexión y de expresión del repudio a la dictadura cívico militar y de homenaje a los argentinos y de recuerdo y reivindicación de las víctimas directas del genocidio.

El golpe de estado del 24 de marzo de 1976 respondía a un plan organizado sistemáticamente por los grupos de poder antinacionales y anti popular.

Banqueros, industriales, las sociedad rural fueron los ideólogos y ejecutores del plan criminal junto a militares que dieron el marco represivo y genocida.

Un certero zarpazo del mismo monstruo que asola nuestra historia desde sus albores.

Los grupos de poder de las sombras planificaron en función de sus intereses la destrucción del aparato productivo nacional imponiendo sus negocios, mediante “decretos leyes” mientras hablaban de institucionalidad y constitución.

Es que ellos tienen su doctrina clara contraria a los partidos populares y de una profunda entidad antiperonista.

Mientras desapoderaban y vulneraban los derechos de los más débiles de los más necesitados, ese plan criminal necesitaba del horror del secuestro, de la rapiña, de la tortura, el vejamen, la violación y esa criminal figura del “desaparecido”.

Los medios hegemónicos eran los que se encargaban de ocultar, de mentir, de manipular la opinión pública, con su apología y propaganda antidemocrática. La Nación y Clarín los primeros escribas desde Papel Prensa y desde sus páginas mercenaria manchadas de sangre.

Pero el monstruo no descansa. Se embravece cuando hay gobiernos populares, cuando los más humildes son el destino de las políticas públicas. Cuando no se les permite gobernar ni cogobernar. Cuando no se les regala los destinos y responsabilidades de la soberanía popular.

¿Qué hay de común en ese pasado y en el presente?

El privilegio de pocos o los derechos de todos. El lucro ilimitado o la justa distribución de la riqueza. La oligarquía apátrida o el pueblo. Los que no tienen patria o la base profunda de la patria.

Allí se encolumnaron ayer los compañeros y allí mismo estamos nosotros hoy.

La legalidad y la legitimidad de las urnas no alcanzan para fortalecer la democracia. Es necesario unirnos y trabajar todos los días en defensa de ella y avanzar cada vez más por los derechos que aún faltan consagrar a los que más sufren.

Tras una larga lucha de las madres y de las organizaciones de derechos humanos y de ex detenidos por razones políticas y con la firme decisión del ex presidente Néstor Carlos Kirchner, la Justicia, perezosa y con responsabilidades por rendir, avanzó. Se ha puesto al descubierto con pruebas irrefutables lo que el pueblo ya conocía. Solo faltan mas condenas. Faltan los civiles responsables.

Las políticas de derechos humanos de Néstor y de Cristina han logrado avances impensados, los archivos que se están abriendo y denudan la trama macabra del plan criminal.

Pero la lucha continua.

Esos medios, esos criminales que lucraban mientras morían nuestros héroes y mártires, están enardecidos. Buscan ambiciosos, amasijos de trapos, para imponer modelos agotados, profetas del fin, apóstoles de la destrucción. Marionetas del poder oculto del anti pueblo. Cualquier cosa les viene bien cuando se avanza para que los más ricos paguen más o para que el código penal no persiga a los pobres sino a los grandes delincuentes. Poniendo en la ley la valoración de un pueblo. Los valores fundamentales como la vida y la dignidad del ser humano e incorporando los delitos de los grandes grupos económicos.

Allí están sus espacios premeditados y arteros de todos los días: – Atacar al poder constituido y debilitarlo; golpear los gobiernos democráticos y populares de América Latina y golpear a las juventudes políticas, movilizadas y militantes; a los actores, a los creadores, y todos cuanto defiendan lo que las urnas consagran. Demonizarlos, atacarlos día y noche al unísono, en la TV, en los diarios, con crueldad, fanatismo y ningún límite.

Los apóstoles de la represión son los enemigos del desarrollo social. Entran por la puerta de la seguridad, de la lucha contra las adiciones y la violencia y el delito. Los lineamientos salen y se imprimen en los grandes medios y luego llegan a los cómodos que se asustan y reaccionan con ataques espasmódicos en lugar de militar todos los días por una sociedad mejor. Desarrollo social, justicia, libertad se logran llenado cacerolas de comida no golpeándolas.

La hipocresía violenta e inmoral de los genocidas de ayer vuelve de a rato en titulares, afiches, gurúes o traidores.

Cuando el bien común cae bajo el bien propio las puertas a los violentos se abren.

Hoy pedimos: Memoria, esa que se guarda en el pueblo. Verdad, sin atajos ni hipocresías ni eslóganes electorales oportunistas. Y Justicia, la social que exige que se condenen los culpables y que digan donde están y la que le corresponde al Poder Judicial que habita en Palacios privilegiados y resisten corporativamente a su democratización emanada de las leyes legitimas y plenas de legalidad.

A todos las agrupaciones de militantes políticas y sociales UNIDAD. Porque si no nos “devoran los de afuera” No olvidar nunca los desposeídos que fueron el sueño y la lucha de los que masacraron y son nuestra bandera.

Quiero responder al odio, a la muerte, al genocidio y a los genocidas, a los amnésicos inmorales, a los enemigos de la democracia, a los enemigos del pueblo con el talento de la creatividad de un grande como Eduardo Galeano:

– El mundo es eso – reveló -. Un montón de gente, un mar de fueguitos.
Cada persona brilla con luz propia entre todas las demás. No hay dos fuegos iguales. Hay fuegos grandes y fuegos chicos y fuegos de todos los colores. Hay gente de fuego sereno, que ni se entera del viento, y gente de fuego loco, que llena el aire de chispas. Algunos fuegos, fuegos bobos, no alumbran ni queman; pero otros arden la vida con tantas ganas que no se puede mirarlos sin parpadear, y quien se acerca, se enciende.

Por ello desde esta plaza, alertas, militantes que el enemigo lo único que necesita ahora es nuestra desunión. Ayer mataban con fusiles, hoy se juntan para conspirar, para destituir, para generar cáos y violencia, como le hicieron a Dilma, a Maduro, a Cristina, a Rafael Correa o a Lugo. El modus operandi es el mismo, porque son los mismos delincuentes de siempre, y detrás de ellos esta la CÍA.

La unidad latinoamericana, la defensa común de sus gobiernos democráticos. La democratización de la Justicia, la aplicación de la ley de medios, el empoderamiento de los jóvenes y de los que menos tienen; el respeto a las minorías, el reconocimiento de derechos; el control de precios en defensa del bolsillo de los que menos tienen, deben ser a pleno con todas las fuerzas y militarse con firmeza.
Encendidos de fe, unidos, buscando lo que nos une por encima de los que nos desune, honremos a nuestros desaparecidos que están presentes y respetemos el dolor de los héroes y mártires que nos permiten y nos convocan hoy.-

POR LA VERDAD, MEMORIA Y JUSTICIA”

Más información sobre:
#24 de marzo- #Casañas- #derechos humanos