Rio Uruguay Seguros - organizacion El Galpón

Detectan cuatro casos de trabajo infantil en una quinta de Concordia


Como resultado de varios operativos de fiscalización realizados en distintas quintas de citrus de la ciudad de Concordia, se detectaron niños ejerciendo tareas de recolección y cosecha en una quinta de Colonia Ayuí. Se trata de cuatro menores, una niña de 13 años, dos niños de 16 y uno de 17, los cuales manifestaron no concurrir a ningún establecimiento educativo. El gobierno provincial ya realizó la correspondiente denuncia penal por el delito de explotación laboral de menores.

trabajo infantil

Luego del operativo llevado a cabo por inspectores del Ministerio de Trabajo, Delegación Federal, junto con representantes del Sindicato Obrero de la Fruta, personal de la Policía de Entre Ríos y del Consejo Provincial del Niño, el Adolescente y la Familia (Copnaf), la Delegación Departamental Concordia del Ministerio de Trabajo, por expresa instrucción del ministro laboral Guillermo Smaldone, denunció ante la Fiscalía a cargo del doctor Darío Guillermo Mautone, que en un establecimiento rural de esa ciudad se detectó a cuatro niños de 13, 16 y 17 años realizando tareas de recolección y cosecha. Además los niños manifestaron no concurrir a ningún establecimiento educativo.

Asimismo, inspectores del Ministerio de Trabajo informaron que las inspecciones fueron llevadas a cabo gracias a las denuncias realizadas por el Sindicato Obrero de la Fruta. Además, indicaron que luego de constatar la minoridad de los trabajadores, se labraron actas de infracción directa al propietario por emplear menores de edad en su establecimiento; y por expresa instrucción del ministro Smaldone, se presentó toda la documentación en la fiscalía de turno. Los niños quedaron a cargo del personal del Copnaf, quienes llevaron a los menores hasta el hogar del Consejo para ser entregados a sus padres.

En este sentido, Smaldone lamentó la noticia considerando que “la Entre Ríos de hoy no se merece tener niños trabajadores” y felicitó “al secretario general del Sindicato de la Fruta, Alcides Camejo, por el acompañamiento y la denuncia que posibilitó la detección de estos casos de trabajo infantil; y al delegado departamental de Concordia, Horacio Jacinto Guattini, así como también al coordinador del ministerio, Guillermo Peñalver, quienes hoy a las 9 de la mañana realizaron la denuncia penal en la fiscalía”.

Y aseguró que “el hecho de que se pueda condenar penalmente a los responsables de la explotación infantil constituye un paso importantísimo y se ubica en sintonía con la lucha que se está impulsando a nivel nacional y provincial para erradicar la problemática de una vez por todas”.

Luego señaló: “Hemos hablado en varias ocasiones con el gobernador Urribarri sobre la importancia que tiene contar con el respaldo de una ley que ahora condena penalmente a quien utilice laboralmente a los menores”. Y agregó que “ahora, el contratar o tener trabajando a un menor de 16 años ya no sólo se sanciona con la imposición de una multa, sino que también el empleador puede ser sancionado penalmente con prisión de uno a cuatro años”.

“Con la sanción de esta ley, en el mes de marzo, hemos sumando una importante herramienta para continuar incluyendo y reparando derechos”, afirmó Smaldone y precisó que “los niños trabajadores se ven imposibilitados de ir a la escuela o limitados en el rendimiento escolar. El 85 por ciento de los niños que trabajan sufren de dos a tres años de retraso escolar y están en grave riesgo de abandonar la escuela; de hecho, tres de cada cuatro abandonan los estudios”.

“Hasta hace muy poco, el ex presidente brasileño Lula, se mostraba orgulloso de haber comenzado a trabajar a los 14 años. Pero ya hace un tiempo no lo dice más porque se dio cuenta que el mundo cambió. Hoy la demanda de saberes y competencias exige educación como base para estar en igualdad de oportunidades”, comentó el ministro de Trabajo entrerriano.

Más tarde, insistió: “Es hora de que todos comprendamos que sólo los niños que se eduquen estarán en igualdad de oportunidades mañana. El niño que trabaja llega a la edad adulta sin la preparación necesaria para acceder a ocupaciones calificadas, circunstancia que le impide modificar su situación de precariedad. Así, el trabajo infantil perpetúa el círculo vicioso de la pobreza”.

Luego, el titular de la cartera laboral señaló que “esta legislación importó un cambio de paradigma. El trabajo infantil es un problema histórico en nuestro país, una problemática que en décadas pasadas casi no tenía condena social y paradójicamente, era considerada parte de la cultura”.

Y destacó que “a partir del 20 de marzo de este año ya no hay lugar para especulaciones o justificaciones culturales. Hoy la demanda de saberes y competencias exige educación como base para estar en igualdad de oportunidades y el trabajo infantil es un delito penal”.

Por su parte, el secretario general del Sindicato de la Fruta, Alcides Camejo, indicó que “como bien dijo el ministro Smaldone, es lamentable, seguimos encontrando chicos trabajando. La verdad que daba pena la nena, muy menudita, llevando sola un recolector grande, que pesa más de 25 kilos. Estos chicos tienen que estar en la escuela para poder tener un futuro mañana”.

“Recién el ministro contaba que Lula ya no está orgulloso de haber comenzado a trabajar a los 14 años; y bueno, yo no tuve la posibilidad de estudiar porque tuve que salir a trabajar desde muy chico. En ese tiempo no existían las posibilidades que los chicos y sus padres tienen ahora, la cantidad de escuelas que se están inaugurando y arreglando, las posibilidades que brinda la asignación universal por hijo, los distintos programas y planes destinados a que el chico pueda estudiar y educarse, entre otras cosas”, comentó Camejo.

Finalmente, dijo: “Hoy le comentaba al ministro Smaldone, que mientras ellos nos sigan acompañando, mientras sigamos teniendo esta Presidenta, este gobernador y este ministro, y gente alrededor que quiera hacer bien las cosas para terminar con el trabajo infantil, yo voy a seguir adelante. Ver el compromiso que hay de parte del gobierno me da más fuerza para seguir combatiendo a estos explotadores que hoy lamentablemente siguen existiendo”.

Tolerancia cero a nivel provincial

El modelo de provincia que lidera el gobernador Sergio Urribarri, basado en el crecimiento económico, en incorporar valor agregado a la producción primaria y en el consumo interno, tiene como ejes centrales a la niñez y a la educación. Sólo así Entre Ríos seguirá creciendo con más igualdad de oportunidades y más inclusión social. En ese marco, no hay margen de tolerancia para el trabajo infantil.

En este sentido, la erradicación del trabajo infantil en Entre Ríos es una política de Estado, y en diciembre de 2011, cuando el ministro Guillermo Smaldone se hizo cargo del Ministerio de Trabajo de la provincia, el gobernador Urribarri le encomendó darle una importancia primordial a la erradicación del trabajo infantil, con el convencimiento de que es fundamental terminar con este flagelo para cortar definitivamente con el circulo vicioso de la pobreza.

Acciones

A fin de cumplir con tan ambicioso y complejo propósito, la cartera laboral desarrolló estrategias de articulación con todas las áreas gubernamentales que desempeñan una labor directa con la problemática en el territorio provincial, o aquellas que por su marco de acción o mandato tienen injerencia en la temática; todo enmarcado en el diálogo social sumando a las organizaciones de trabajadores y empleadores.

En este sentido, se ha reflotado y fortalecido la Comisión Provincial para la Erradicación del Trabajo Infantil en Entre Ríos (Copreti), organismo integrado por todos los ministerios del poder ejecutivo provincial, el Poder Judicial, entidades gremiales y ONG´s; se impulsa el compromiso de los presidentes municipales y de Juntas de Gobierno en la erradicación del trabajo infantil mediante campañas de difusión, charlas y celebración de convenios de cooperación y colaboración; se están desarrollando múltiples acciones tendientes a conformar una Red de Empresas en contra del trabajo infantil que firmen una carta compromiso mediante la cual se comprometan a no beneficiarse ni directa ni indirectamente del trabajo de los chicos, entre otros puntos.

Además, se ampliaron los canales de denuncias para casos de trabajo infantil, posibilitando que el ciudadano denuncie por mensaje de texto a un celular especialmente habilitado, por teléfono, vía web o personalmente en la sede del Ministerio o sus Delegaciones Departamentales en toda la provincia.

Se implementó un sistema de planificación integral de las inspecciones, lo cual permitió triplicar la cantidad y mejorar la calidad de las inspecciones en toda la provincia, sumando acuerdos estratégicos con las asociaciones sindicales que demandan los servicios en sintonía con los objetivos del organismo.

Cabe destacar que en septiembre de 2012, Entre Ríos ha regulado el trabajo artístico infantil, convirtiéndose su Ministerio de Trabajo en la quinta administración laboral a nivel nacional en reglamentar el procedimiento de autorización y control de dicha actividad, sumándose a provincias como Salta, Córdoba, Buenos Aires y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Además, el Ministerio de Trabajo viene realizando diferentes acciones y campañas de sensibilización, concientización y difusión de la problemática con el objetivo de que en Entre Ríos se condene esta práctica y que nadie naturalice ver a un niño trabajar.

Para denunciar

Erradicar el trabajo infantil en Entre Ríos es un trabajo de todos. Si ves un caso de trabajo infantil denúncialo vía mensaje de texto al (0343) 15 472-1313, por teléfono al (0343) 420-7984/87, o ingresando al sitio web del Ministerio de Trabajo: www.entrerios.gov.ar/mintrabajo

Más información sobre:
#ministerio de trabajo- #trabajo infantil