Rio Uruguay Seguros - organizacion El Galpón

El aborto y el embarazo


Claudio PortugauOpinión – Por Claudio J. Portugau *

La OMS define el aborto como la interrupción del embarazo cuando el feto todavía no es viable fuera del vientre materno. La viabilidad extrauterina es un concepto cambiante que depende del progreso médico y tecnológico, estando actualmente entorno a las 22 semanas de gestación.

Existen dos tipos de abortos: el espontáneo o natural, y el inducido.

El aborto espontáneo ocurre cuando un feto se pierde por causas naturales. Las estadísticas señalan que entre el 10% y el 50% de los embarazos finalizan a causa de un aborto natural, que suele estar condicionado por la salud y la edad de la madre.

El aborto inducido, en cambio, es aquel provocado adrede con el objetivo de eliminar el feto, ya sea con asistencia médica o sin ella. Se calcula que cerca de 46 millones de mujeres al año recurren a esta práctica en todo el mundo. De ese total, cerca de 20 millones practican abortos inseguros, que ponen en riesgo la vida de la mujer.

aborto si o no

En esta polémica en que estamos inmersos, nos dicen que tenemos que ponernos a favor del aborto o en contra del mismo. Nadie de los que defienden las posiciones dan lugar a un debate en serio del mismo, donde no solo la medicina como disciplina científica y los conceptos morales – religiosos están inmiscuidos; si no que también otras disciplinas importantes como la educación, la higiene personal, etc… tienen que participar.

Es como si no pudiéramos tomar un problema, analizarlo, investigarlo y conciliar distintas posiciones para buscar la mejor solución para el peor problema.

Embarazos no deseados siempre habrá, lo que tenemos que evitar es la muerte de miles de mujeres por año por embarazos no deseados, hechos en condiciones totalmente “infernales”, en lugares sin condiciones, y por personas sin escrúpulos, que sólo lo hacen por unos miles de pesos.

Uno en el transito de esta vida de morondanga, ha pisado terrenos movedizos, y alguna vez se le presentó como opción la complicidad de un aborto, el mismo como una forma de evitar el desarrollo intrauterino de una vida. Desde lo personal, estoy en contra del aborto como medio para evitar un embarazo, como si el embarazo ya no estuviera. Pero viendo las mujeres que pierden la vida, por demostrar a una sociedad pacata, que siguen siendo no embarazadas, creo que se debería legalizar la posibilidad del aborto, pero con muchas otras implicancias que sólo la parte medica, donde tienen que intervenir pautas importantes: la educación, la psicología, y alguna otra que ahora no la tengo en mente. Tomar el embarazo no deseado como una circunstancia dentro de un contexto y no descontextualizar, como la dinámica actual de la información nos tiene acostumbrado.

Yo estoy a favor de legalizar el aborto, por que es una realidad, que pasa en todos lados, no podemos decir que no existe. Pero yo no quiero que nadie aborte, y si estuviera involucrado en un embarazo no deseado, seria el primero en defender la vida del nonato y de la madre.

También reflexiono que Moria tenía razón, no se cuelguen de mis tetas…

* Claudio Portugau es Técnico Superior en Laboratorio de Análisis Clínicos

Más información sobre:
#aborto- #Claudio Portugau- #polemicas