Rio Uruguay Seguros - organizacion El Galpón

¿El Heraldo promueve la evasión fiscal?


Por Juan Pablo Portugau

monedas

Leo con asombro la edición de este sábado del diario El Heraldo. En la sección #TopSecret, que suele enumerar “correderos de pasillos”, “off the record” y contar chismes del ámbito político vernáculo, le dedican un párrafo a las campañas solidarias que las grandes cadenas de supermercados hacen con tu vuelto.

Leo, en El Heraldo, esto:

“Hay supermercados que por falta de monedas consultan a los clientes si quieren donar unos pocos centavos a instituciones sin fines de lucro que se dedican a realizar acciones sociales de los más diversos tipos. Si esas donaciones llegan realmente al destino supuesto, que no dudamos de que así sea, es una actitud digna de imitar. Simplificamos el tema del cambio y en la suma, esos centavos se transforman en grandes donaciones. Es mucho más útil que llevarse un par de caramelos por falta de vuelto.”

El Heraldo

¿Cuál es el problema?

Expliquemos:

Las empresas, cualquiera, al realizar una donación a una entidad benéfica pueden deducir esa donaciónm, de lo que pagan por impuesto a las Ganancias en hasta un 5%. Si hablamos de un kiosquero que haga una donación a una Fundación o Asociación Civil, lo que deducirá de impuestos es mínimo. Pero si hablamos de grandes empresas, hablamos de una suma cuantiosa.

Las grandes empresas, Coca Cola, Carrefour, Google, Clarín, etc, realizan donaciones a Fundaciones (e inclusive muchas de ellas tienen sus propias fundaciones) por dos motivos, además del filantrópico: deducen esa donación del Impuesto a las Ganancias, es decir, no están sacando plata de su bolsillo para una actividad benéfica, sino que están transfiriendo fondos que deberían ir al Estado, a una ONG. Y con ese “cambio de rumbo” del dinero de otro, mejoran su imagen publica. Publicidad gratis, digamos.

Para ser más claro: si vos o yo donamos algo (un juguete, un alimento no perecedero, o $10), eso lo ponemos nosotros, real y concretamente lo “sacamos” de nuestros fondos disponibles para la donación. Las empresa, no. Donan dinero de otro, donan dinero del Estado.

Pero ese no es el problema. Al fin y al cabo es una Ley. Es legal.

Pero resulta que las campañas de “redondeemos y seamos solidarios”, se basan en recolectar dinero de otro (en este caso, de los clientes de un supermercado, por ejemplo), es decir ni siquiera es dinero propio de dicha empresa, ni del Estado. Dinero que va a una ONG que realiza una actividad benéfica y loable. Esa donación, ingresa a nombre de la empresa que la realiza (aunque sea dinero de los clientes), y luego deduce los impuestos (o sea, dinero del Estado).

Repasemos:

  • Junta dinero de otro (cliente)
  • Lo donan a una ONG
  • Deducen impuestos (y obtienen mayores ganancias; se quedan con dinero del Estado)
  • Y hacen marketing, mejorando su imagen pública

Diputados nacionales (de distintas extracciones políticas, oficialismo y oposición) han intentado legislar al respecto. Las asociaciones de consumidores se han expresado públicamente, y han apoyado distintas campañas en contra de estas maniobras.

Las cámaras empresariales han sostenido, siempre, como respuesta, que “es un monto marginal de dinero”, es decir, mínimo, no relevante.

Lo llamativo entonces, lo sorpresivo, es que el diario El Heraldo de Concordia, publique el mencionado párrafo ensalzando esta modalidad sin poner en duda absolutamente nada, sin hacer siquiera una mínima mención a toda ésta problemática, como si no existiese, ocultándola. Entiendo que debe ser por desconocimiento. No creo que porque estén a favor de maniobras que bordean (o lisa y llanamente pisan) lo que podríamos llamar evasión fiscal o algo parecido al lavado de dinero.

Es un tema en discusión. Pero quizás sabiendo todo esto entendamos la iniciativa del “redondeo a favor del cliente”, esa ley que fija que en los casos que el comercio no pueda dar cambio en montos inferiores a 5 centavos se realizará un redondeo a favor del cliente. Parece insignificante, a escala individual, 2 o 3 centavos, 12 o 18 centavos. Pero a nivel nacional y general, hablamos de una suma importante de dinero que queda en el limbo de cualquier informe contable, pero en los bolsillos de las grandes empresas.

*Invito a leer un viejo artículo publicado en el diario Página / 12: La aclaración que falta en la línea de cajas

Más información sobre:
#diarios- #opinion

Comentarios
  1. #FraudeEnTucuman #TucumanElige

  2. El heraldo.. son unos chantas, publican cualquier cosa sin consultar a las fuentes, todo por plata.. total mientras pagues el espacio, que importa si el contenido de la noticia es veridico! Una vergüenza !