Rio Uruguay Seguros - organizacion El Galpón

Las Madres de Plaza de Mayo distinguieron a Urribarri


La Asociación Madres de Plaza de Mayo distinguió al gobernador Sergio Urribarri haciéndole entrega del histórico pañuelo. Las Madres tomaron esta decisión por ser el hombre que más hizo por su provincia, por su militancia y amor al pueblo. “Urribarri hizo una gran provincia, pero para las Madres, y por lo cual lo elegimos, lo más importante es que es un gran político, un político para mirar y copiar”, dijo Hebe de Bonafini.

Urribarri pañuelo blanco

“Por eso elegirlo para darle este pequeño gesto de amor, caricia, que es el pañuelo de las Madres, que se lo hemos dado a Néstor y Cristina, a gente que hace la política con garra y ahora lo elegimos a él”, explicó la presidenta de la Asociación Madres de Plaza de Mayo en el marco de un emotivo encuentro que se realizó en la sede.

Luego agregó: “Yo sé que tiene hijos y nietos y que trabaja mucho pero me parece que el honor más grande para los hijos es que sepan que el padre no es un buen gobernador solamente, sino que es un extraordinario político que nos da clase todos los días con lo que hace”.

“Reconocemos a un hombre que siempre está para pelearla, nada de lo que hizo le resultó fácil en la vida y sin embargo está acá al lado de nosotros, es una gran persona, pero lo mejor, es un buen político, te amo por eso Urribarri”, resaltó.

“Hoy no es fácil ser un buen político, no es fácil mantener los principios, y él no los mantiene atados, los deja volar, pero los defiende a capa y espada, y nos muestra que se puede ser un muy buen político, que se puede hacer política desde cualquier lugar pero pensando siempre en el otro”, aseveró.

Aseguró que Urribarri “siempre fue un gran compañero de su pueblo” y remarcó que “eso es hacer política, escuchar, poner la oreja”, refiriéndose al estilo del gobernador entrerriano. Indicó que “él hizo una gran provincia, pero para las Madres, por lo cual lo elegimos, lo más importante es que es un gran político, un político para mirar y copiar”.

“No hay opositores, hay enemigos”

Bonafini manifestó que “en este país no hay opositores, hay enemigos, ojalá a los radicales que están queriendo hacer un partido ahora, les salga bien porque necesitamos un partido de oposición con el que podamos discutir y debatir, pero no que estemos llenos de enemigos de los que nos tengamos que defender”.

“Me da vergüenza como argentina, madre de revolucionarios y mujer que la pelea, ver tanto tipo en la televisión diciendo tanto disparate porque no soportan que nuestra Presidenta sea linda, inteligente, que tenga hijos que los quiere y que sean humildes”, es una estadista fabulosa y habla como los dioses”, aseveró.

Urribarri Apo Hebe y Pedro Baez

Acompañaron a Urribarri, su familia, el periodista Alejandro Apo, el vicegobernador José Cáceres; los ministros de Cultura, Pedro Báez, y de Planeamiento, Juan Javier García; el secretario de Transporte, Juan Carlos Chagas, entre otros dirigente y militantes entrerrianos.

Valores que reconfortan

“Estoy muy orgulloso de este momento, de esto que estamos haciendo juntos porque hay un sentimiento que está entre nosotros, como son la lealtad, la coherencia, la sinceridad y tenacidad, porque nada nos ha sido fácil, son valores que reconfortan”, dijo Urribarri.

“Cuando hace algunos años, el mejor de todos nosotros, Néstor Kirchner, empezó a recuperar la política para la política, un puñado de dirigentes pasamos por momentos durísimos, pero también momentos hermosos en la Argentina. Y para este humilde dirigente, recibir este pañuelo es el momento más hermoso que yo he pasado”.

“Cuánto cambió la Argentina y cuánto cambió mi pueblo, cuántas cosas recuperaron Néstor y Cristina y el pueblo argentino. No sólo el trabajo, la industria, la economía financiera sino también la voz y la palabra, hoy podemos enterarnos en cualquier rincón del país lo que pasa”.

Urribarri destacó “la vida de miles de jóvenes que lejos de balconearla pusieron en riesgo su vida y la familiares y amigos. Y qué decir de las Madres que se erigieron en ese estandarte de valentía, coherencia y tenacidad. Ante tanto terror estaban solas, ante la dictadura más cruel de la historia de este país, solas ante los medios de comunicación y ante algunos que comulgaban a los culpables, ante la mayoría de la dirigencia política que miraba para el costado y sino eran serviles a la dictadura”.
Densidad política y simbólica

El ministro Báez, por su parte, dijo que de todos los reconocimientos que ha recibido Urribarri “este es especial por la densidad política, simbólica”.

“Celebro con emoción este acto, que estemos acá, y como toda iniciativa de las Madres es generosa. Y es de estricta justicia reconocer a un hombre que ha agarrado la política como una herramienta para el pueblo y este es el ámbito más adecuado para reconocer a un gobernador militante”, aseguró Báez.

Luego agregó que “la vida personal y la práctica política de Sergio Urribarri tienen esos puntos de contacto que se emparentan con la trayectoria de las Madres de la plaza del pueblo”.

El pañuelo

El simbólico pañuelo blanco entregado a Urribarri representa la lucha para la justicia, la libertad y la revolución. Este mismo emblema fue entregado a personalidades como el ex juez de la Corte Suprema de Justicia, Raúl Zaffaroni; el presidente de Ecuador, Rafael Correa y el músico de rock vocalista de U2, Bono Vox; entre otros.

El símbolo de los pañuelos se usó por primera vez el 7 de octubre de 1977 en una peregrinación juvenil a la Basílica de Luján. La titular de Madres contó en la misiva que nació como una necesidad de “reconocernos en la multitud”. “Apenas sabíamos nuestros sobrenombres. Era peligroso saber nuestros domicilios”, agregó Hebe. La idea surgió de una de las mujeres: “¡Ah! ¿Qué les parece si nos ponemos un pañuelo blanco, como si fuera un pañal de nuestros hijos?”, señaló. Con el correr de los años se convirtió en un auténtico emblema de lucha.

Más información sobre:
#derechos humanos- #Hebe de Bonafini- #madres de plaza de mayo- #nacionales- #Pedro Baez- #Sergio Urribarri- #Urribarri