Rio Uruguay Seguros - organizacion El Galpón

Perón – Braden / Cristina – Griesa


Enrique CrestoDe buitres, cipayos, Peronismo y defensa de la Soberanía Nacional
“Queremos una Argentina socialmente justa, económicamente libre y políticamente soberana”

Por Enrique Tomás Cresto
Presidente del Bloque de Senadores FPV

Peron o Braden

Luego de una extensa sesión, la Cámara de Diputados de la Nación convirtió en ley el denominado proyecto de “Pago soberano de la deuda pública” diseñado por el Gobierno Nacional.

Desde mayo de 2003, nuestro país emprendió en cuanto a sus finanzas, una política de desendeudamiento y defensa de la soberanía. Esta política se edificó en dos hitos fundamentales, las reestructuraciones voluntarias de la deuda pública de los años 2005 y 2010.

Este proceso, se complementó además con otras medidas de fuerte contenido económico y político, como el desendeudamiento total con el FMI del año 2006.

Como resultado de estas políticas se normalizó la relación con el 92,4% de los acreedores en default, un porcentaje nunca antes alcanzado en ninguna reestructuración de deuda soberana en el mundo. La deuda de los argentinos, que en el año 2002 representaba aproximadamente el 166% del PBI, ha pasado a representar en moneda extranjera, una suma menor al 10% del PBI.

En todo este tiempo la República Argentina ha demostrado su capacidad de pago y su voluntad de arribar a acuerdos razonables, justos y sustentables, pagando en concepto de capital e intereses, entre el año 2005 y el año 2013, más de 190.000 millones de dólares por deudas contraídas por gestiones anteriores.

Simultáneamente, los “fondos buitre”, que no son otra cosa que verdaderos terroristas financieros, se opusieron a mantener una negociación en condiciones justas, equitativas, legales y sustentables para ambas partes.

Para que se pueda dimensionar el impacto que acatar la pretensión de estos fondos, avalada por el comportamiento del juez Thomas Griesa, tendría sobre el país, observemos este dato: si el 92,4% de los bonistas que entraron al canje reclamaran lo mismo que los Buitres (a partir de que la Argentina otorgue un trato injusto y preferencial a aquella minoría) se podrían disparar juicios contra el país que algunos especialistas estiman en alrededor de 500.000 millones de dólares.

La ley aprobada significa seguir defendiendo el camino elegido, este proceso de normalización que nos permitió tener el mayor período de crecimiento con inclusión social de su historia.

¿QUÉ SIGNIFICA LA LEY?

En palabras sencillas, Argentina pide condiciones justas, equitativas, legales y sustentables para cumplir con sus obligaciones con el 100% de sus acreedores.

El contenido de la ley puede explicarse resumidamente en los siguientes cuatro puntos:

– Ya que el Bank of New York no resulta un agente financiero viable, se autoriza al Ministerio de Economía y Finanzas Públicas a remover a este Banco y designar, en su reemplazo, a “Nación Fideicomisos S.A.”, y sin perjuicio del derecho que asiste a los Tenedores de designar a un nuevo Agente Fiduciario.
– Paralelamente, y para dar mayor certeza (por si aún fuera necesario) a los tenedores que adhirieron a la Reestructuración de Deuda Soberana 2005-2010, se crea una cuenta especial en el Banco Nación, cuyo objeto será cumplir con todos los pagos hasta la cancelación de las deudas reestructuradas.
– Se permite a todos los bonistas optar voluntariamente por cambiar sus títulos, por otros regidos por legislación y jurisdicción local, en términos y condiciones financieras idénticas a los de los Títulos Reestructurados que se presenten al citado Canje, y que tendrán su cobro asegurado en la cuenta del Banco Nación.
– Para solucionar el problema del 7,6% de deuda de los holdouts, se crea otra cuenta especial en la que se depositarán los fondos equivalentes a lo que se abone al 92,4% restante, para asegurar el derecho del 100% de los acreedores a un pago justo y equitativo.

De este modo, nuestro país reafirma su voluntad y capacidad de pagar a todos quienes tengan bonos argentinos, respetando el principio de equidad, y principalmente dando muestras de soberanía y respeto.

Estos sucesos que hemos vivido en las últimas semanas, que han puesto a nuestro país en una situación inimaginable a partir del comportamiento oportunista de los Fondos Buitre, y con el consentimiento de un Juez cómplice, no serán en vano. Ya se evidencian reacciones internacionales, que generarán un precedente, y un profundo cambio en la legislación internacional, en defensa de la soberanía de los Estados.

Perón se refería a la importancia de defender las conquistas del pueblo, instándonos a asumir nuestra responsabilidad como militantes en los momentos decisivos en la historia del país, prolongando la revolución “hasta la consumación total de su obra purificadora”. Este llamado adquiere especial relevancia en esta hora, alertándonos del peligro de dejarnos influenciar por el discurso engañoso de aquellos que dentro del país se comportan como verdaderos “cipayos”, vendiendo nuestros ideales y derechos al mejor postor.

Solo con militancia, convicción, lealtad y compromiso podremos combatir a los que pretenden volver a un país de privilegios para unos pocos, en perjuicio de los 40 millones de argentinos. Solo así construiremos la Argentina socialmente justa, económicamente libre y políticamente soberana que todos anhelamos para las generaciones futuras.

* artículo de opinión publicado en diario Redes de Noticias, el sábado 13 de septiembre de 2014

Más información sobre:
#Cristina Kirchner- #Enrique Cresto- #nacionales- #opinion- #peron